8/6/17

CURIOSIDADES DE "EL DIABLO SE VISTE DE PRADA".

El Diablo viste de Prada cumple 10 años. (Sí, esto nos hace sentirnos viejos). Para celebrar este aniversario, la revista Variety hace un estudio exhaustivo de cada detalle del filme protagonizado por Meryl Streep y Anne Hathaway. Descubre las 17 cosas que no sabías de la película de la moda por excelencia.
1. Inicialmente, a Meryl Streep se le ofreció un sueldo insultante. Así que tuvo que negociarlo. Era la primera vez que la actriz negociaba para conseguir más dinero. "Lo que me ofrecían me parecía insuficiente, no insultante, pero no reflejaba el valor que yo le daba al proyecto," reconoció Streep. "En el momento de decir adiós a esa interpretación, me duplicaron la oferta. Tenía 55 años y acababa de aprender, a una edad tardía, cómo llevar los negocios propios."
 2. Anne Hathaway no trabajaba por las noches porque su exnovio Rafaello Follieri no quería que lo hiciera. "Annie era muy emocional", dijo el director David Frankel. "Ella vivia con un tipo que era un delincuente y un estafador. Él no quería que ella trabajara; él odiaba que trabajase por las noches. Ella se sentía frágil cuando rodábamos por las noches."
3. Fox quiso, en un primer momento, a Rachel McAdams para interpretar a Andy, pero McAdams lo declinó porque quería mantenerse alejada de papeles protagonistas.
4. Hathaway quería el papel de Andy con tanta fuerza que, el día que conoció a la directora ejecutiva de Fox, Carla Hacken, escribió en un jardín zen "CONTRÁTAME".
5. Había más de 100 actrices para el rol que interpretó Emily Blunt, y la actriz fue una sorpresa para todos. Para ella, la película no era un capricho, porque ya estaba en las filas de Fox, haciendo lo imposible para conseguir el papel protagonista de Eragon. No lo consiguió, cosa que, a la larga, le ayudó a ganar posición y tiempo para entrar en el reparto de Prada.
6. El personaje de Emily se ideó para una chica americana, pero Blunt hizo una primera lectura con su acento británico y esto cambió. Sin embargo, tuvo que hacer una segunda audición debido a su vestuario (la actriz casi perdió el avión a Londres y apareció en chándal y zapatillas).
7. Stanley Tucci aceptó el rol del editor de moda Nigel solo 72 horas antes de debutas en el rodaje.
8. Hubo cuatro guiones que fueron desechados antes de que Aline Brosh McKenna escribiese el definitivo. Frankel quería algo que se alejase del material del libro. "Miranda era una bruja, y la motivación de Andy era tener su venganza", dijo sobre los primeros bocetos. "Había muchos conflictos con el final, en el que Miranda era humillada. Sentí que eso no era satisfactorio. Mi visión era que teníamos que estar agradecidos por su excelencia. ¿Por qué las personas excelentes deben ser amables?" Así que la trama fue reescrita para que girase sobre los sacrificios que Andy tuvo que hacer para trabajar en una revista de moda.
9. Streep andaba detrás de las dos escenas más icónicas de Miranda (la del jersey azule cerúleo y la escena en la habitación del hotel) que fueron añadidas. Meryl Streep quería un personaje de Miranda muy formado, sin esmaltes ni añadidos, donde se viera a una auténtica mujer de negocios.
10. Nadie pensó que Streep fuese a interpretar a Miranda de la forma en que lo hizo. "Creo que todos teníamos una idea de Miranda que, en el momento en que negaba a Andy la entrada a Runway, lo haría con gritos estridentes. Así que, cuando Meryl abrió al boca y, simplemente, susurró, creó una sorpresa colectiva. Fue algo inesperado y brillante."
11. El personaje de Miranda fue inspirado por dos hombres: Clint Eastwood y Mike Nichols. "La voz la obtuve de Clint Eastwood," dijo Streep. "Él nunca, jamás, levantaba la voz, así que el resto tenía que callarse para poder escucharlo, y era, automáticamente, la persona más poderosa de la habitación. Pero él no es divertido. Eso se lo robé a Mike Nichols."
12. Meryl Streep cambió la última línea del guión de "Todo el mundo quiere ser como yo" a "Todo el mundo quiere ser como nosotros.
13. Los trajes de la película, a cargo de Patricia Field, costaron más de un millón de dólares.
14. Meryl Streep quería que la apariencia de Miranda fuese una mezcla entre la modelo de 85 años, Carmen Dell'Orefice (concretamente su pelo) y la elegancia y la autoridad de Christine Lagarde.
15. Las escenas en las que Miranda Priestly tiraba el abrigo en el escritorio de Emily era difíciles de interpretar para Streep. "Hubo unas 30 tomas en las que su brazo se quedaba atrapado o el abrigo no caía en el escritorio" dice Blunt. "Fue una de las cosas más divertidas que he visto."
16. Stanley Tucci acabó conociendo a su futura mujer (la hermana de Emily Blunt) gracias a la película. Blunt lo invitó, más tarde, a su boda con John Krasinski, donde conoció a su hermana.
17. No os hagáis ilusiones con una secuela de El Diablo viste de Prada."Me encantaría hacer una película con toda la gente de Prada", dice Hathaway. "Pero creo que eso perjudicaría a la primera película. Está bien dejarla como está".

No hay comentarios: