13/5/16

VAGOS A NIVEL PROFESIONAL

Cualquiera puede ser vago, sólo se necesita cansancio permanente, flojera y encontrar a alguien que lo haga por nosotros y que por ende, nos permita ser vagos. Pero cosa muy distinta es ser un vago semiprofesional. Esta especie humana es capaz de cualquier cosa por ahorrar estirar el brazo, levantar el mínimo peso o doblar demasiado la espalda.
El vago semiprofesional en realidad es un inventor nato. Estas personas antes de realizar cualquier esfuerzo analizan la situación con delicadeza. Primero identifican el problema, que suele ser hacer el mínimo esfuerzo, lugo buscan las mil y una formas de intentar cumplir el objetivo sin realizar el esfuerzo. Esto puede parecer sencillo, pero conseguirlo sólo está al abasto de los vagos semiprofesionales.
Ellos y ellas lo consiguieron, superaron la prueba, consiguieron su objetivo con el mínimo esfuerzo y ahora pueden disfrutar de su medalla de vagos semiprofesionales. Merecen su reconocimiento.

Una forma ingeniosa de cansarte los brazos para ver vídeos desde el móvil.

vagos-semiprofesionales1

Un cortador de césped automático.

vagos-semiprofesionales2

Chica semiprofesional se pinta sólo las uñas necesarias.

vagos-semiprofesionales3

Este guardia de seguridad.

vagos-semiprofesionales4

Un árbol de Navidad para personas vagas.

vagos-semiprofesionales5

Estudiante universitario aumentando su nivel de vagancia.

vagos-semiprofesionales6

Un buen pastel de cumpleaños.

vagos-semiprofesionales7

El que actualizó la hora de este reloj.

vagos-semiprofesionales8

Un padre que encontró un forma tranquila de impulsar a su hija en el columpio.

vagos-semiprofesionales9

Este individuo ingenioso.

vagos-semiprofesionales10

Este hombre que encontró la forma menos cansada de pasear al perro.

vagos-semiprofesionales11

Este chico, para el que mover sus labios, es esfuerzo suficiente.

vagos-semiprofesionales12

Este usuario de tablet.

vagos-semiprofesionales13

Este gamer semiprofesional.

vagos-semiprofesionales14

El chico que prefería no separar su espalda del sofá.

vagos-semiprofesionales15
La verdad es que no es tarea sencilla convertirse en un vago semiprofesional, se necesita dedicación, pasión, capacidad para soportar el estrés y sobretodo ingenio, mucho ingenio.
Si te ha gusto esta publicación, compártela haciendo clic en los botones que hay justo aquí debajo. Tus amigos vagos te lo agradecerán. Por fin su trabajo se verá recompensado.

No hay comentarios: